lunes, 6 de junio de 2016



Qué fácil pasamos 
de la alegría a la tristeza.
 Todo por evadir la realidad
y seguir soñando 
con unicornios azules.

  
D.L


No hay comentarios.:

Publicar un comentario