miércoles, 11 de noviembre de 2015


...Tengo plena libertad 
de querer a quien decida 
y gritar si me apetece
que yo siento esa estima.
Por eso soy reacia,
a creer en amistades 
que no se dan de frente,
que se llevan a escondidas
como si fueran delitos.
No es veraz ni es limpio
el afecto que se oculta.
A mí me va lo honrado.
Si te aprecio te lo digo,
y demuestro mi cariño 
en público y en privado.
  
Aris 

1 comentario: